Francis Montesinos: “La moda me encanta y es mi pasión, pero siempre me gusta lo que no hago, eso me provoca mucho”

Protagonistas

13 Sep, 2018

Francis Montesinos: “La moda me encanta y es mi pasión, pero siempre me gusta lo que no hago, eso me provoca mucho”

Francis Montesinos, diseñador y creador de moda, nos recibe retocando su escaparate porque para alguien con una personalidad tan marcada, cada detalle importa, hasta el aroma. Su tienda, que hace las veces de estudio, recepción y escuela, tiene el “Espíritu Montesinos”. Nos habla de la ilusión con la que emprende nuevos proyectos -como el papel pintado-, y de un sueño por el que le preguntamos: nada menos que vestir al Miguelete. A pesar de tener experiencias con personajes como el diseñador Pertegaz, el cineasta Almodóvar o el fotógrafo Helmut Newton, un creador como Montesinos -que es casi una leyenda- sabe valorar cada recuerdo y cada pequeña experiencia de su vida.

VW. Su vida profesional es muy intensa, no ha parado de hacer colecciones, ni de recibir premios. ¿Cuáles son sus últimos trabajos?

FM. Estamos con la colección del verano 2019 y ya hemos terminado la colección infantil. Por primera vez hemos hecho una colección de papeles pintados.

VW. ¿Siempre hay tanto trabajo?

FM. En la moda los tiempos están muy marcados, cada seis meses cambia todo, con lo cual, cada seis meses hay que renovarse o morir.

VW. ¿Cuál es su colección más Montesinos?

FM. El “Espíritu Montesinos” soy yo mismo: folklorista, me encanta la naturaleza, las flores, los olores y me encanta Valencia, con su mar y todo lo que conlleva: sus barrios, el Cabanyal, el Carmen, Ruzafa, o la calle Caballeros.

VW. ¿Y su colección más valenciana?

FM. Yo creo que las dos colecciones que más han reflejado esta tierra son “Mi Valencia” de 1989 y la que hice con motivo de la concesión a las Fallas del título de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad que está dedicada al mundo fallero. También, la colección “Mediterráneo” ha sido preciosa. Con todo lo que he corrido, por Cuba, por otras islas, por el mundo… al final Valencia siempre está presente. Me gusta mucho, estoy enamorado de esta tierra. He vivido en Madrid y en Barcelona muchos años, pero al final, aquí estoy.

VW. Su primera tienda, inaugurada en 1972, estaba en Plaza del Tossal, ¿qué queda del Montesinos de aquella época?

FM. Allí estaba mi infancia, algo que te marca. Me sentía mucho más valenciano que liriano, de hecho de muy pequeño yo a mi madre le dije algo de lo que me acordaré toda la vida: “¡Menos en Lliria viviré, en cualquier parte del mundo!”. Es que no puedes hablar –se ríe- ves lo que pasa, ahora tengo mi casa en Lliria.

Mis primeros pasos fueron aquí, en Valencia, fui al colegio, estudié, y viví entre dos barrios, Ruzafa y El Carmen, que es donde mi madre tenía su primera tienda. Y sin querer, y sin saber cómo, me fui metiendo y sabiendo lo que era un fieltro, una pasamanería, una bolita, todas esas cosas que ahora, al cabo de mucho tiempo veo que eran mis comienzos. Disfrutaba mucho con todas esas cosas –recuerda con nostalgia-.

VW. En 1986 hizo el vestuario para la falla de la Plaza del Ayuntamiento, ¿cómo ve las fallas ahora?

FM. Desde aquel año pegó un cambio total, hubo unos años de bajada, pero últimamente ha cogido otra vez una subida importante. Esta última falla del Ayuntamiento era espectacular, y la exposición que había en El Carmen, una maravilla. Yo creo que estamos volviendo a modernizar algo, pero es muy difícil cambiar porque la mayoría es muy tradicional: las fallas, la indumentaria… todo es muy clásico.

VW. ¿Tienen que evolucionar los trajes de falleros o están bien como están?

FM. ¿Lo vas a hacer mejor? Pues cámbialo, pero sino, para qué cambiar. Es muy difícil hacerlo mejor: el espolí, esos colores, los moños, la peineta, esas mezclas, somos muy barrocos los valencianos.. -y ríe con complacencia-. ¡Somos muy falleros!
Se ven pequeño cambios, porque de repente en los trajes hay más siglo XVIII, luego cambian las telas o las formas de las telas… Pero está tan bien hecho, que para qué vas a cambiar.

VW. Estos magníficos trajes de fallera, ¿contrastan con la sencillez de cómo vestimos a diario?

FM. ¡Ni una cosa ni la otra!, el punto medio es siempre la corrección. En mi época te gustaba ser diferente de todo el mundo, y ahora es al revés, nos gusta ir iguales: misma camisa, mismo pantalón, mismo zapato, ese marquismo ha hecho perder mucho sabor de la persona, porque la forma en que vistas es un reflejo de tu piel, dice mucho de ti. Si visten iguales, te parecen que son todos iguales.

Éxito en París

En su tienda de la calle Taquígrafo Martín de Valencia, Montesinos tiene una gran mesa de trabajo presidida por el magnífico retrato que le hizo Helmut Newton en 1982. Newton acudió para fotografiar la colección de Montesinos “La Negra”, que se presentaba en París en el Hotel George V. En palabras del famoso fotógrafo fue “la colección que más le había excitado”.

VW. Este retrato que Helmut Newton le hizo en París es un clásico que no desentona nunca, podría estar tomado en cualquier momento.

FM. Han pasado mucho años, fue un trabajo muy bonito, en el que puso toda la pasión. Había una cláusula escrita en el contrato, según la cual si no le gustaba la colección no la fotografiaba. Nosotros cogimos el tren que salía a las 12 de la noche de Barcelona y llegaba a París por la mañana. Él ya estaba esperando en el hotel, y nada más llegar nosotros abrió las bolsas y empezó a mirar y dijo: “sigue”. La sesión con Newton se contrató para un día, pero se quedó dos días fotografiando y dijo textualmente que “era la colección que más le había excitado”.

La pena fue que no lo disfruté, hoy lo hubiese disfrutado mucho más –se lamenta- , pero venía de estar trabajando intensamente y sin dormir tres días para conseguir acabar toda la colección y llegué a París muerto. Cuando Newton ya estaba fotografiando, me bajó la adrenalina y me quedé relajado, descansando.

VW. Formó parte de la generación de creadores de la Movida Madrileña.

FM. Tengo la gran suerte de ser, no partícipe, sino socio-fundador. De hecho creo que gracias la Movida Madrileña se me abrieron las puertas del mundo entero, vendí en los países más importantes del mundo. Trabajamos en Los Ángeles, con las folklóricas, hacíamos desfiles de la Movida, vestíamos a los actores en las películas de Almodóvar…- recuerda con un orgullo contenido aquella época de esplendor-.

VW. ¿Fue un gran momento en su trayectoria como diseñador?

FM. He tenido la suerte de vivir dos momentos muy importantes en mi vida, que han sido los dos movimientos culturales más importantes y más enriquecedores en mi obra y en mi trabajo: la movida de Madrid y el fenómeno hippy en Ibiza.

Afortunadamente, mi hermano Alfonso montó un colegio en Ibiza, y yo, primero iba con mi padre y mi madre; pero luego quería ir de vacaciones y decía “mamá yo quiero ir a Ibiza”, “¿a qué vas a ir?”, me contestaba, “pues voy a casa de Alfonso”. Y fui y fui, y descubrí todo aquello, descubrí que no solo existían nuestros colores de España, descubrí otro mundo. ¡Hace tantos años¡ Fui a Ibiza con 16 años, eran los sesenta y poco, ¡ni la carretera del aeropuerto estaba aún asfaltada!

VW. ¿En qué países se encuentra más cómodo trabajando?, ¿en cuáles se trata mejor a los profesionales como usted?

FM. Parece mentira, pero nos tratan mejor fuera que dentro. Los españoles no nos apoyamos entre nosotros, ni siquiera los que mandan, porque en cualquier parte del mundo cuando hay un buen trabajo, se mantiene. Aquí, cuando se cambia, parece que todo lo anterior es malo, se tira y se vuelve a empezar… aunque sea para peor. Estoy de acuerdo en que lo malo se elimine, pero lo que está bien hecho es un crimen tirarlo. Además, si tienes que volver a empezar y una y otra vez, no avanzas, y eso quema mucho. Deberíamos ser más conscientes del mal que hacemos.

VW. ¿No se respeta lo suficiente el trabajo de los profesionales con trayectoria?

FM. Ahora cuando precisamente estamos juntos y somos bastante liberales, resulta que cambia una política y los diseñadores buenos son estos; y cambia otra política y los diseñadores buenos ya son otros. ¿Pero cómo puede ser? Yo a veces pregunto ¿quién es este diseñador?, ¿qué ha hecho?

Hay diseñadores atemporales como Balenciaga, Pertegaz, Yves Sant Laurent… todos estos nombres tienen su sello. O contemporáneos como Piña, Jesús del Pozo, Óscar de la Renta que tienen verdad en sus diseños. Pero, cualquiera que venga y haga cualquier cosa…. no entiendo que esté en todo lo alto.

VW. Ha trabajado en el mundo del cine con proyectos muy importantes como Matador, quién da más a quién ¿el cine a la moda, o viceversa? ¿Es el cine la niña mimada de las artes en este país?

FM. Debería ser igual para todos, es muy triste que no se apoye a todas las artes de la misma forma, como la poesía, que es tan importante. No me lo explicó.

En el cine se endiosa a cualquiera que empieza y las subvenciones que tienen comparado con las que nosotros tenemos es ridículo. Tener un Salón de Moda nos ha costado 30 años. Para llegar a un acuerdo sobre cuál era el Salón más importante de España ¡tuvimos que ser “feriantas” durante 30 años!…-destaca con ironía- tocaba allí o tocaba allá, hasta que por fin se creó una pasarela. ¡Después de 30 años!

VW. ¿La moda ha tardado mucho en entrar en los Museos?

FM. Muchísimo. Tengo un recuerdo inolvidable de mi primer desfile en el Palacio de Cristal de Madrid gracias al alcalde Tierno Galván, cuando la moda todavía no había entrado en los museos.

Yo supe quien era Balenciaga (cuyo museo de Guetaria no se abrió hasta 2011) gracias a los viajes y a todos los libros que me compraba. ¡Balenciaga que es el más grande del mundo y que la obra que ha dejado es inconmensurable!

VW. Ha dejado su sello en casi todo: hoteles, equipación para el Levante, una habitación en el Hotel Westin… ¿qué ha disfrutado más?

FM. Siempre me gusta lo que no hago, eso me provoca mucho. Pero la moda me encanta y es mi pasión. Desde que tenía 14 años ya me lo hacía todo: una chaqueta, una falda, un vestido…

VW. ¿Qué le parece la educación sobre Moda y Diseño?

FM. Afortunadamente ha cambiado mucho. Hoy día en las Escuelas hay Formación Profesional de Diseño y Moda, Interiorismo, Periodismo de Moda… una parte la hemos hecho nosotros mediante un convenio muy interesante. Ha sido gracias a nuestro jefe de prensa, que le dio la vuelta y ahora no es que vas a una clase te sientas y hablas y hablas, porque eso no llega a quien tiene que llegar. En cambio, ahora están aquí y pueden ver como se hace un jackard, un estampado, lo que es un tejido, lo que es una gasa natural, un lino, un punto, un traje de cocktel … para ellos es muy bueno. Lo otro se quedó anticuado, es como cuando sacas un carné de conducir, que apruebas pero luego no sabes conducir.

Francis Montesinos en 5 tweets

Se confiesa muy valenciano, pero ¿sabe hacer paella?

Me gusta mucho hacer paellas que sean distintas, no me gusta repetir. Tengo un paellero precioso en Lliria. En mi opinión hay muchas paellas, no es solo la de pollo y conejo. Depende de donde estés: si estás en el mar pones lo que tienes en el mar, si estás en la montaña pones lo que te da la montaña. La que es horrorosa es la paella del guiri, por ese afán de poner cuánto más mejor y mezclarlo todo.

¿Un recuerdo profesional con algún compañero?

Me encanta haber estado al lado de Pertegaz, uno de los grandes del mundo de la moda.

¿Cuál es el momento que más disfruta como diseñador?

Me gusta mucho cuando haces una colección nueva. Por ejemplo la colección de papeles pintados es la primera que hacemos y estoy superenamorado de ella. Cuando trabajas en campos distintos te metes más y es mucho más enriquecedor. Pero la moda me chifla.

Diseñar un traje de torero debe tener emoción. Lo hizo para César Jiménez.

Me encantan. Era una de mis ilusiones más grandes, porque lo había hecho como de broma, para Miguel Bosé en sus conciertos, pero cuando veía una corrida de verdad y un traje de verdad ¡me quedaba con unas ganas y con un mono de hacerlo!

Al Estilo Montesinos no se le resiste nada, ¿un sueño loco?

Vestir el Miguelete, la Giralda, algo así.

Valenciaworld.com no se hace responsable del contenido de los artículos de opinión, imágenes, vídeos... y, en definitiva, material, ya sea multimedia, visual, sonoro o texto enviado / publicado por sus colaboradores o columnistas

t

o

p