BIOPARC presenta sus objetivos para 2019

Turismo

28 Feb, 2019

BIOPARC Valencia ha presentado ante los medios de comunicación sus nuevos retos para el año 2019 y, ha aprovechado la ocasión, para hacer un repaso sobre cuál es la esencia y los valores que quiere promover el parque tras cumplirse su décimo primer aniversario.

La presentación que ha tenido lugar el jueves 28 de febrero ha estado presidida por Luis Ángel Martínez Juez, director general de BIOPARC Valencia, quien ha estado acompañado por el arqueólogo Víctor Algarra y por Eduard González, gerente de restauración del parque de animales.

En este acto, el máximo representante de BIOPARC Valencia, Luis Ángel Martínez, ha señalado que su intención principal es causar un “gran impacto” al visitante que acude a sus instalaciones con la finalidad de que adquieran “un compromiso con la preservación de la naturaleza”, sirviéndose como referencia de todo aquello que puede observar en BIOPARC con respecto al cuidado y al mantenimiento de los ecosistemas y entornos en los que se encuentran los animales.

Martínez también ha enfatizado que el esfuerzo y trabajo que llevan a cabo desde el parque ha conseguido que el término BIOPARC sea considerado como “un concepto nuevo” que se distancia de los zoológicos al uso. De la misma forma, el director general del parque ha indicado que este modus operandi, que es la seña de identidad de BIOPARC, quiere ser exportado a otras instalaciones de las que es responsable la empresa Rain Forest, como es el caso del acuario de Gijón y de BioDomo en Granada.

Además, BIOPARC no solo se implica con esta causa desde los límites de sus instalaciones, sino que, en la actualidad, también participa “en 48 programas de cría en cautividad colaborando con la Asociación Europea de Zoos y Acuarios”. Martínez se ha encargado de matizar que su labor no se reduce a la concienciación, sino que también abordan la raíz del problema involucrándose in situ con proyectos que se encargan de conservar a los animales en su hábitat de origen, como el proyecto DINDÉFELO, que trabaja para preservar los chimpancés localizados en la zona de Senegal y Guinea.

A lo largo del año 2018, el parque recibió un total de 618.000 visitantes, de los cuales la mayoría eran adultos procedentes del ámbito internacional. Pero, si hay un público idóneo para disfrutar de las posibilidades que ofrecen unas instalaciones como éstas, esos son los niños. Durante este mismo año, un total de 36.000 escolares visitaron el recinto, que les brinda una gran oferta de actividades en las que podrán, no solo disfrutar, sino también adquirir conocimientos sobre las diferentes especies que pueden observar en el parque y siempre guiados por la experiencia de más de 50 educadores que el parque pone a su disposición.

Este “ocio con causa” que ha destacado Luis Ángel Martínez como el alma de BIOPARC, es palpable en las actividades para todos los públicos que el parque organiza, como es el caso de ‘Buenos días jirafas y lémures’, ‘Encuentros con cuidadores’ o ‘Buenas noches hipopótamos’.

Todo esto ha llevado a BIOPARC a obtener unos muy buenos resultados en este año 2018 donde, según Luis Ángel Martínez, la empresa consiguió alcanzar unos ingresos brutos de 10 millones de euros, y un beneficio bruto que fue un 5% mayor con respecto al año anterior. Además el director general de BIOPARC ha estipulado como objetivo para este año 2019 un crecimiento de entre el 2 y 3% con respecto a 2018.

Objetivos para 2019

BIOPARC Valencia se ha propuesto una serie de metas para este año 2019 y, lejos de lo contrario, todas ellas van encauzadas a continuar con su intención de agitar conciencias y de seguir en la línea del ocio sostenible que es la impronta de la compañía.

Eduard González, gerente de restauración de BIOPARC, ha presentado uno de los retos que ya están llevando a cabo para este 2019, que consiste en eliminar los embases de plástico de un solo uso de sus restaurantes. Según el propio gerente, ésta ha sido una tarea ardua y difícil en la que han tenido que contactar con muchos proveedores para obtener exactamente lo que estaban buscando, “un material compostable” que después pudiera utilizarse para elaborar abono.

Otro de los retos anunciados por la dirección es la instalación de una caldera de biomasa que se utilizará para “mantener las instalaciones de los hipopótamos, los cocodrilos y el acuario Lago Tanganica” en sustitución del gas natural que se estaba utilizando hasta ahora, una acción que sigue la línea concienciadora que representa la idiosincrasia de BIOPARC y su respeto por el medio ambiente.

Finalmente, el arqueólogo Víctor Algarra se ha encargado de informar sobre la rehabilitación de la Alquería del Rey y La Casa Figuerols, que les fueron concedidas en concurso, y por medio del cual se comprometieron a reformarlas.

t

o

p